Ya nadie escribe cartas

La gente ya no espera que suene aquel timbre clásico del teléfono. Rrrrrrriiiiiiiiiiiiing! Yo nunca tuve de esos. Pero (antes del E-mail y el SMS) en casa recibíamos cartas y postales.

En los ’90 comenzaron a tardar meses, años. No llegaban. Mis abuelos dejaron de enviarlas y cambiaron bolígrafo y papel por Microsoft e Internet. En esa época yo tenía un diario adolescente, ridículo, y guardaba bajo el colchón algunas cartas. Ningún amigo perdido podía ser reencontrado en Facebook o Twitter. Y este poema de Alexis Díaz Pimienta tenía sentido sin sustituir “árbol” o “piedra” por “carpeta de borradores” o “papelera de reciclaje”:

Las cartas extraviadas

Por favor, no rescaten las cartas extraviadas.

Dejen el sobre junto al tronco del árbol,

bajo anónima piedra, o rodando en los parques

Hay cartas que se escriben para que no lleguen,

para que al otro lado de la voz desconfíen de todo,

para que exista una segunda carta, explíciita e inútil.

Ello ocurre con la anuencia de todos,

con sobresaltos premeditados y complicidades.

Son meses, años, de matemática inocencia.

En esas cartas se confesaba todo,

se avisaba de peligros que luego reblandeció la lluvia:

en esas cartas hubo posdatas premonitorias

de su propio extravío.

Su verdadero destino era el silencio,

la maleza al borde de las camas,

las telarañas sobre los alféizares,

las nubes en el rostro.

Definitivamente,

al otro lado de la voz no la esperaban.

Déjenla junto al árbol,

bajo anónima piedra,

rodando en la memoria del feliz remitente.

Por favor, no rescaten las cartas extraviadas.

Dejen el sobre junto al tronco del árbol,

bajo anónima piedra, o rodando en los parques

Hay cartas que se escriben para que no lleguen,

para que al otro lado de la voz desconfíen de todo,

para que exista una segunda carta, explíciita e inútil.

Ello ocurre con la anuencia de todos,

con sobresaltos premeditados y complicidades.

Son meses, años, de matemática inocencia.

En esas cartas se confesaba todo,

se avisaba de peligros que luego reblandeció la lluvia:

en esas cartas hubo posdatas premonitorias

de su propio extravío.

Su verdadero destino era el silencio,

la maleza al borde de las camas,

las telarañas sobre los alféizares,

las nubes en el rostro.

Definitivamente,

al otro lado de la voz no la esperaban.

Déjenla junto al árbol,

bajo anónima piedra,

rodando en la memoria del feliz remitente.

Anuncios

8 Respuestas a “Ya nadie escribe cartas

  1. No hay nada mas romántico que una carta. Romántico en el sentido más amplio. Las cartas y los trenes. Yo aún tengo unas cuantas, escribía mucho yo cuando adolescente.

  2. Yo también escribia un diario…. si lo leyera hoy, seguramente me parecería ridículo como a vos… nunca lo volví a leer… ni siquiera sé donde está, pero tengo una remota idea de por donde anda… o sea que si alguna vez se me ocurre buscarlo, probablemente lo encuentre.. y me ría de su ridiculez…

    • si lo encuentras seguro que te reirás!!! yo, el mío, antes de venirme a estas tierras bárbaras, lo quemé, no fuera a ser que tanto escrito patético abandonado a su suerte en la isla cayera en manos del público jeje!!!

  3. Hay cartas que se escriben para que no lleguen,
    para que al otro lado de la voz desconfíen de todo,
    para que exista una segunda carta, explícita e inútil.

    Me quedo con estos versos. He escrito algunas cartas de esas.
    Y ahora no tengo un diario (empecé uno antes de los 10 años, después de hojear el del Che, que viene a ser el arquetipo), pero si una Moleskine, en la cual escribo viñetas y poemas, con fecha. Pal caso es lo mismo, no?

  4. Las cartas aun no han perdido su magia. Cierto es que ya no las recibimos por correo, (casi nunca), pero… cuando llegan te hacen levitar.
    Retoma la habilidad, aun cuando no las entregues, soñar no cuesta nada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s